Representación Permanente ante las Naciones Unidas

Relaciones Comerciales

Discursos

La Misión Permanente

Datos de contacto

Temas en los que trabaja

Asamblea General

Intervención de la Delegación Argentina en la Comisión de Desarrollo Social sobre la Revisión del Plan de Acción Internacional de Madrid sobre el Envejecimiento

Intervención Dra. Gabriela Agosto, Secretaria Ejecutiva del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales de la República Argentina

31 de enero

Muchas gracias señora moderadora, y gracias a los panelistas por sus interesantes presentaciones.

La Argentina se adhiere plenamente a la “Declaración de Asunción”, adoptada en la Cuarta Conferencia Regional Intergubernamental sobre Envejecimiento y Derechos de las Personas Mayores en América Latina y el Caribe, celebrada en Asunción, Paraguay, en junio pasado, en el marco del tercer ciclo de revisión y evaluación del Plan de Acción de Madrid llevado a cabo por la CEPAL.

En dicho contexto, la Argentina reafirma el compromiso de promover, proteger y respetar los derechos humanos, la dignidad y las libertades fundamentales de todas las personas mayores, sin discriminación de ningún tipo, y destaca las importantes y diversas contribuciones que las personas mayores pueden hacer al funcionamiento y al desarrollo de las sociedades, reconociendo que aún persisten dificultades y obstáculos particulares en el contexto regional que socavan la participación de las personas mayores en la vida política, social, económica y cultural.

Ha quedado demostrado en diversos foros que, si bien la implementación del Plan de Acción puede tener consecuencias positivas para el disfrute de algunos derechos humanos de las personas mayores, el plan no es en sí mismo un instrumento de derechos humanos y en él se abordan las cuestiones relacionadas con el envejecimiento principalmente desde una perspectiva del desarrollo. El Plan de Acción no fue diseñado para abordar de manera integral las brechas existentes en el régimen de protección a nivel internacional y, por lo tanto, no es suficiente para garantizar el pleno disfrute de todos los derechos humanos de las personas mayores. En tal sentido, resulta imperioso continuar las discusiones tendientes al desarrollo de un instrumento internacional jurídicamente vinculante que brinde una protección integral a los derechos y el bienestar de las personas mayores.

A nivel nacional, la Argentina continúa avanzando en materia de reconocimiento y pleno otorgamiento de derechos a las personas mayores.

Se fortalecieron no solo las políticas aplicadas en los últimos años en materia de cuidados del adulto mayor, sino también el marco normativo, en línea con el cumplimiento del Plan de Acción en sus tres ámbitos prioritarios.

En mayo pasado, el Congreso Nacional aprobó la Convención Interamericana sobre la protección de los Derechos Humanos de las Personas Mayores, la cual pasó a estar plenamente vigente en nuestro país, teniendo jerarquía superior a las leyes de la Nación.

Los 3 logros más relevantes en el tratamiento de problemáticas relacionadas con los derechos de las personas mayores durante los últimos cinco años fueron:

  1. La universalización de la cobertura previsional: que en la actualidad alcanza al 97% de las personas mayores, por lo que la casi totalidad de las personas mayores residentes en Argentina tienen una jubilación y/o pensión contributiva o no contributiva (a la vejez) que además de garantizar un ingreso, le otorga cobertura médica;
  2. El fortalecimiento de la institucionalidad pública en materia de envejecimiento y vejez en todo el país:

Se crearon instituciones a nivel provincial y municipal y diversos programas para dar respuestas a las necesidades de las personas mayores y para promover su autonomía y participación. Actualmente, el 92% de las instituciones públicas provinciales cuentan con organismos propios orientados a las personas mayores; y

  1. La extensión de la formación de recursos humanos especializados en Gerontología y en cuidados domiciliarios: En el marco del Programa Nacional de Cuidados Domiciliarios se han formado más de 45.000 personas en cuidados a la dependencia en la vejez y se han desarrollado distintas instancias formativas en Geriatría y Gerontología en todo el país, con el objetivo de contar con recursos humanos formados para atender las necesidades de cuidados de esta población.

 

Por último, el gobierno Nacional promovió la participación de las personas mayores en el diseño de políticas públicas y en la toma de decisiones, en línea con lo establecido en el Plan de Acción de Madrid. Desde el Consejo Federal de Adultos Mayores, que nuclea y articula la implementación de todas las políticas destinadas a las personas mayores, surgieron distintas líneas de acción, que incluyen programas basados en la transmisión intergeneracional de saberes en distintos oficios, la promoción en la comunidad de los derechos de las personas mayores mediante la sensibilización comunitaria, la necesidad de proveer espacios de recreación y realización de actividad física, y la promoción del buen trato hacia las personas mayores, entre otros.

En resumen, la universalidad de las políticas públicas orientadas a la búsqueda del bienestar y salud en la vejez son una muestra del compromiso del Gobierno argentino en esta materia. En este marco, los desafíos consisten en continuar profundizando el acercamiento y la asistencia a la población de manera integral, para propiciar un envejecimiento con derechos, activo, saludable e inclusivo.

Muchas gracias.

 


 

Fondo argentino de cooperación sur-sur y triangular