Misión Permanente de la República Argentina en Naciones Unidas

 

La situación en el Afganistán (18 de Septiembre)

Agradezco al Repre‑
sentante Especial Ján Kubiš la presentación del informe
del Secretario General (S/2014/656), así como también
al Representante Permanente del Afganistán, Embaja‑
dor Tanin, su presentación.
En momentos en que se aguarda el resultado de la
segunda vuelta electoral de los comicios presidenciales,
la Argentina llama a los candidatos y a las partes invo‑
lucradas a aceptar el resultado del recuento de votos a
fin de que el país continúe consolidando su transición
política y logre fortalecer la estabilidad y cimentar su
unidad nacional. Los desafíos que aguardan a las nue‑
vas autoridades son bien conocidos e incluyen el de‑
seo general de paz del pueblo afgano y las relaciones
cordiales con los países vecinos de la región. En este
sentido, saludamos los esfuerzos llevados adelante por
las Naciones Unidas y el Secretario de Estado de los
Estados Unidos, Sr. Kerry, para generar un espacio de
diálogo entre los dos candidatos a la Presidencia y obte‑
ner un compromiso de que la transición política estará
en manos de un gobierno de unidad nacional. También
destacamos los esfuerzos realizados por el Afganistán y
el Pakistán a fin de generar una mayor y mejor coope‑
ración en el ámbito de la seguridad nacional, que pueda
ser extensivo también a otros temas importantes.
La Argentina nota con preocupación el aumento
de los incidentes en materia de seguridad producidos
durante y con motivo de la segunda vuelta electoral en
el Afganistán. Lamentamos los ataques llevados ade‑
lante por los talibanes, así como aquellos producidos
por bandas criminales y grupos terroristas nacionales e
internacionales. En este sentido, tomamos nota de que
estos ataques fueron llevados adelante no solo contra
objetivos militares, sino también civiles, generando ma‑
yoritariamente víctimas entre inocentes, en particular
mujeres y niños. Coincidimos con el Secretario Gene‑
ral en destacar el papel de las fuerzas de seguridad del
Afganistán que han demostrado su capacidad y efectivi‑
dad para hacer frente a las múltiples amenazas a la paz
en el país. Sin embargo, como bien lo expresa el informe
del Secretario General, esta actuación necesitará aún,
en mayor o menor medida, del apoyo de la comunidad
internacional durante los próximos años si se quiere lo‑
grar la paz y estabilidad a largo plazo.
Llamamos la atención acerca de la necesidad de
intensificar los esfuerzos humanitarios contra la cróni‑
ca desnutrición infantil que existe en el país. Destaca‑
mos, por esto, la asignación de recursos por parte del
fondo humanitario común a fin de priorizar el apoyo a
la respuesta de las Naciones Unidas y otros asociados
no gubernamentales en aquellas provincias en las que
la situación de desnutrición resulta más aguda y pro‑
blemática. Además, damos la bienvenida al progreso al‑
canzado en la implementación del plan de acción para la
prevención del reclutamiento de menores.
La Argentina apoya los esfuerzos para prevenir
la producción y el tráfico de drogas en el Afganistán y
destacamos el importante papel que las Naciones Uni‑
das juegan en el monitoreo de la situación de drogas en
el Afganistán y su apoyo a los esfuerzos nacionales, así
como la importancia de coordinar los diferentes organis‑
mos del sistema para la implementación de un enfoque
comprehensivo sobre el tema. Finalmente, destacamos
que el rol de las Naciones Unidas continúa siendo funda‑
mental, tanto para asistir al futuro Gobierno de unidad
nacional a cumplir con sus obligaciones en materia de
seguridad y desarrollo, como para colaborar en la coor‑
dinación de la asistencia humanitaria y la lucha contra la
producción y el tráfico de drogas. Confiamos plenamente
y apoyamos el trabajo que la UNAMA y el Represen‑
tante Especial del Secretario General tienen por delante.

 


Fondo argentino de cooperación sur-sur y triangular





 

 

 
 
Palacio San Martin